sábado, 22 de agosto de 2009

Paspartú


Si caminas por tu sombra
y si alcanzas vuelo eterno;
si declamas en tu pecho
eternidades sin consuelo;
si te olvidas del murmullo
de tus ojos entreabiertos;
si tu alma deja el cuerpo,
yo me pierdo.

Más si buscas con anhelo
entre pétalos inciertos
y te metes en las hojas
que al pasar roban el tiempo;
si te fundes con el sueño
de unos brazos forasteros
si te asomas por mis labios
yo te encuentro.

3 comentarios:

aroint dijo...

Un poema de mensaje claro y conciso, transformado en belleza por tu pluma.

Me hace pensar también, en personas que estan juntas y sin embargo tan lejos...

Perderse entre pétalos inciertos... convertir la noche en día y el día en noche intentando llegar a ellos... nunca llegar a tiempo o demasiado temprano... buscar en las estrellas, en la cara oculta de luna una señal, para saber cuando la lluvia de pétalos llegará y encontrar una muda respuesta... seguir vagando al azar y nunca acertar..

Este poema me ha despertado muchos sentimientos contrapuestos...

Besos, con todo mi cariño.

tecla dijo...

Mi dulce poetisa de las almas. Pero qué bien escribes.
Y cuanto te quiero.
Besos a montones junto a la luz del sol

Miguel Quintero dijo...

Me encanta la unidad del poema, porque afirma, la existencia de dos almas supremas, independientes y antagónicas que se funden en UNO sólo...por otra parte, me llevaste a recordar un jardin de mi infancia, no sè en que lugar y tiempo especifico, pero son de esos recuerdos de cuando era niño y todo era bonito.

Gracias!!!