jueves, 17 de diciembre de 2009

El vuelo


Viajemos con la ruta de los pies absortos
cuando la noche te invite a pensar
y solo seamos dos desconocidos en el aire
dos simples ráfagas de sueños
dos grandioses cómplices del tiempo.

Tomemos la ruta desconocida
donde el solo del sol raye la piel
y nos diga que esas horas
llevan descanso y alivio
justo cuando no vemos lo recorrido.

¿Tienes espacio para mi voz sonriente?
Yo solo quiero cantarle al cielo
que el camino sediento
me ha pedido dejar que todo pase
sentir que todo queda.

Tomemos la ruta desconocida
en la que inventemos espacios
sigilosos paisajes de augurios
que detallen compaces de nubes
y compongan melodiosos pasos.

Viajemos con la ruta de los pies absortos
que mi corazón se ha despejado en la tarde
y ha pedido un espacio de luz
me ha reclamado una espera sin sentido
y es imposible no invitarlo a volar.


Gracias, TBBP... fue impulso para volar

6 comentarios:

Rónald Gamboa Venegas dijo...

que bárbara... me dejaste sin palabras... en dos toques plasmaste una imagen en la cabeza en algo genial simplemente genial.... no queda más que decir....

Alejandra Valverde Alfaro - Lya dijo...

Gracias, Rónald...
y aquí se quedan sus palabras tambien, pues llegaron justas, recuerde...
un abrazote

The BlackBoard's Poet dijo...

Invitación aceptada

Fitinho dijo...

k bien está este poema.
Viajemos con la ruta de los pies absortos pues.
encima de nosotros va volando un corazoncito con alas.

Alejandra Valverde Alfaro - Lya dijo...

no se diga más entonces, TBBB
un abrazote

Alejandra Valverde Alfaro - Lya dijo...

mi bello Fitinho: me encanta que lo hayas dicho asi, que volemos nosotros porque encima llevamos un corazón acelerado

un abrazo para ti